Nacionales Política

Empleados del gremio de Balcedo fueron denunciados por “destrucción de pruebas y encubrimiento”

El fiscal federal de La Plata Hernan Schapiro y la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (PROCELAC) denunciaron a varios empleados del Sindicato de Obreros y Empleados de Minoridad y Educación (SOEME) por destrucción de prueba y encubrimiento a partir del contenido de las escuchas judiciales que reveló Infobae el domingo pasado.

La denuncia fue presentada ante el juez federal de La Plata Ernesto Kreplak, quien ya abrió una causa paralela para investigar el hecho.

En la causa principal, por lavado de dinero, sigue tramitando la extradición de Balcedo y su pareja Paola Fiege, aunque el magistrado no descarta un pedido excepcional para que viajen a la Argentina a declarar y vuelvan a Uruguay para ser juzgados.

La denuncia contra los empleados del SOEME surge del contenido de las escuchas que había ordenado Kreplak a mediados de diciembre, cuando la causa ya había entrado en secreto de sumario. En total se escucharon seis teléfonos de una flota que estaba a nombre del gremialista.

Los audios exponen diversas maniobras para borrar pruebas y entorpecer la investigación, antes y después de las detenciones. 

En una de las escuchas, del 29 de diciembre, cuando Balcedo ya tenía una orden de detención vigente y era observado de cerca por las fuerzas de seguridad, Andrea Carabajal, empleada del gremio, habla con una persona identificada como “Vanina” sobre información sensible guardada en las computadoras del gremio. Concretamente, le ordena sacar “todo lo que tenés en la máquina de San Juan y Mendoza”.

El 2 de enero, 48 horas antes de la detención de Balcedo, otra vez aparece la idea de “borrar” información. En ese audio los que hablan con Carbajal y Diego Cataldi, supuesto empleado del contador que trabajaba junto a Balcedo. “Che, escuchame, Dieguito, te hago una pregunta… Mirá que el contador me dijo que borres todo, todo, todo… O sea que si me decís que mandaste algo alguna vez, me lo vas a tener que mandar todo de vuelta“, dice Carabajal. Esta y otras escuchas figuran entre los argumentos del juez Kreplak para ordenar la intervención del sindicato.

El sindicato fue intervenido a fines de enero por decisión del juez Kreplak, por lo que quedará a cargo de un cuerpo colegiado conformado por un representante del Ministerio de Trabajo de Nación y otro de la misma cartera a nivel provincial.

Kreplak ya había allanado tres sedes del Soeme para buscar documentación vinculada a la causa en la que se investigan operaciones de lavado de dinero por un monto superior a los 80 millones de pesos y que tiene como imputados al ex secretario general del gremio, su mujer y Mauricio Yebra, que ya fue procesado.

NUESTRO PERFIL DE FACEBOOK

NUESTRA FAN PAGE

TWITTER

CANAL YOUTUBE UH