Sin categoría

El hijo menor de Lázaro Báez recusó nuevamente al juez Casanello

Leandro Báez, presentó esta mañana un escrito ante la Sala II de la Cámara Federal en el que volvió a pedir la recusación del magistrado.

Leandro, el hijo del empresario Lázaro Báez, presentó esta mañana un escrito ante la Sala II de la Cámara Federal en el que volvió a pedir la recusación del juez federal Sebastián Casanello.

El magistrado procesó y detuvo a su padre por el delito de lavado de dinero, además tiene una causa pendiente por supuesto encubrimiento.

El escrito revela que en el estudio jurídico recibieron “gran cantidad de información anónima” sobre el supuesto encuentro en la Quinta de Olivos en 2015 entre la entonces presidente Cristina Kirchner, Báez y el juez.

A continuación los párrafos más destacados del escrito:

“El doctor Sebastián Casanello ha hecho todo lo posible para frustrar la presente investigación y ha direccionado la misma al sólo efecto de evitar incluir a funcionarios de la administración de la doctora Cristina Fernández de Kirchner y a la misma exmandataria y, al mismo tiempo, perjudicar únicamente a la familia Báez”.

“La imputación en la causa que investiga a Casanello “es clara y concisa” y que esté imputado por su desempeño es “motivo para apartarlo” dado que -argumentaron los abogados- el magistrado “lleva el peso de esta imputación en cada acto procesal que realiza”.  “¿Qué ocurriría si es procesado y eventualmente condenado?”, se preguntaron los abogados. En este marco, concluyeron que Casanello debió haberse apartado luego de esa imputación hecha en 2013 por entonces fiscal de la causa, luego fallecido, Gerardo Di Masi.

En cuanto a la supuesta presencia del juez en Olivos, la defensa de Leandro Báez se remitió a información “anónima” llegada a su estudio jurídico que daba cuenta de que el 6 de agosto de 2015 el celular de Casanello se activó en una celda que abarca la quinta de Olivos.

De acuerdo a esa información, sobre la que los mismos letrados advirtieron que se “desconoce su procedencia y veracidad”, una hora más tarde ese mismo día, el teléfono móvil de Lázaro Báez se activó en la misma celda.

En ese marco, los abogados pidieron a los camaristas que “tengan en cuenta estos datos al momento de decidir” sobre el futuro de Casanello en la causa, para lo cual tendrán cinco días a partir de ahora, aunque el fallo se conocería antes.

Sobre la causa contra Casanello, en la que también se investiga a la procuradora general de la Nación Alejandra Gils Carbó, los abogados advirtieron que “lo que ocurrió en aquella oportunidad, está ocurriendo nuevamente” 

NUESTRO PERFIL DE FACEBOOK

NUESTRA FAN PAGE

TWITTER

CANAL YOUTUBE UH