Política

«Si esto sigue así, no me candidateo»

Se esperaba que Elisa Carrió hiciera un anuncio fuerte este domingo en la mesa de Mirtha Legrand y finalmente lo hizo. No fue necesario que la conductora le insistiera mucho, pues la resistencia de la diputada de Cambiemos duró muy poco y rápidamente dio por sentado que seguirá jugando en la Ciudad de Buenos Aires aunque advirtió que «si esto sigue así, no me candidateo».

Corrieron muchas versiones sobre su posible candidatura de cara a las legislativas. Sin embargo, la diputada puso las especulaciones políticas en stand-by y pateó el tablero: dijo que la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y el asesor Jaime Durán Barba no la quieren como postulante a senadora en territorio bonaerense. «Lo siento, lo percibo y lo comparto. Tengo que respetar la decisión de ella, que es una gran gobernadora. El pro decidió que la provincia de Buenos Aires sea solo del Pro”, señaló y aclaró: «Soy feliz de ser representante del pueblo de la Nación, no hay mejor cargo”.

Carrió señaló este domingo que tiene domicilio en Capital Federal, pero vive en Exaltación de la Cruz, y tiene tiempo hasta el 25 de abril para cambiar su domicilio. ¿Será candidata en la Ciudad de Buenos Aires?, le preguntaron luego. No lo confirmó, tampoco lo descartó, pero hasta dejó la posibilidad de renunciar a su banca. «Si avanza un proceso contra mí, yo me voy a defender sin fueros”, aclaró en relación con una denuncia que trascendió este fin de semana en su contra sobre gastos en viajes. «El que denunció lo hizo de la mano de (Ricardo) Lorenzetti”, aseguró.
Aclaró que nadie le pidió puntualmente que no fuera candidata, -«no son tan brutales como yo… Pero lo siento, lo percibo y lo comparto», y admitió que «tenía la convicción de que me quedaba en el camino”. Señaló que «para mí fue una liberación. Ser senadora es lo último», y agregó que en ese caso «creo que me termino tirando. No sé qué hago, denuncio a la mitad de los senadores». Luego insistió: «Si María Eugenia hubiera deseado, hubiera hecho el sacrificio” de ser candidata.

No obstante, la diputada de Cambiemos afirmó que, si avanza la denuncia por presunto enriquecimiento ilícito en su contra, renunciará a la banca. «Me voy a defender sin fueros políticos», afirmó. Y acusó al ministro de Seguridad, Cristian Ritondo, y el dirigente del Frente Renovador, Mauricio D’alessandro, de llevar adelante operaciones contra sus hijos. Ante la pregunta sobre la falta de reacción del Presidente para defenderla de las acusaciones, respondió: «Esa es la pregunta del millón».

Después de remarcar que varias veces la dejaron sola, la dirigente de la Coalición Cívica le reclamó a Cambiemos «la mínima solidaridad» en el pedido de juicio contra el presidente de la Corte y manifestó que «todos saben lo que es Ricardo Lorenzetti«. «En general la política se despega, ¿Quién de los políticos se pega a la impugnación de alguien que está muy alto?», se quejó. También, dijo que seguirá en la lucha contra la corrupción y manifestó que «la diferencia» es que cuando el Presidente la necesita ella sale a apoyarlo. «Le pido al resto de la política que no me dejen sola», manifestó.

El año pasado Saúl Enrique Paz, un comerciante de la zona de Pilar, denunció a Carrió por supuesto «cohecho, aceptación de dádivas, enriquecimiento ilícito, malversación de caudales públicos y lavado de activos», en base a publicaciones de Internet sobre viajes que hizo en 2016 a Estados Unidos. El juez Daniel Rafecas citó dos veces al denunciante pero, como nunca se presentó, mandó a archivo la causa. Después, el abogado Mariano Noel Valdez presentó el 10 de marzo una denuncia similar, que le tocó al juez Luis Rodríguez. La Sala II de la Cámara declaró nulo el archivo de la causa de Rafecas porque todavía estaba vigente un pedido de la fiscal Paloma Ochoa por una certificación de causas. Ahora, las dos denuncias contra Carrió se unificarán en un mismo juzgado, aunque todavía no se resolvió en cuál.
Etiquetas

NUESTRO PERFIL DE FACEBOOK

NUESTRA FAN PAGE

TWITTER

CANAL YOUTUBE UH