Sin categoría

Matías Santana será indagado por agresiones y denunciado por falso testimonio

«A Santiago Maldonado se lo llevó Gendarmería» fue lo que declaró en su momento Matías Santana. Primero lo hizo bajo identidad reservada ante la Procuraduría de Violencia Institucional (Procuvin) y luego a cara descubierta ante el juez federal Guido Otranto. Agregó además, «Vi como lo golpearon. Tenía puesta la campera celeste que le presté. Lo metieron en una camioneta que salió rumbo a Esquel».

Luego de los recientes resultados de la autopsia que indican que Santiago Maldonado murió por «asfixia por sumersión», Santana, el testigo clave de la hipótesis de la desaparición forzada quedó en el ojo de la tormenta por haber manifestado elementos que no coinciden con las investigaciones posteriores una vez hallado el cuerpo.

Matias Santana será indagado en los primeros días de diciembre por resistencia a la autoridad y agresiones. El juez que le tomará la declaración será Otranto, apartado de la causa principal por «temor de parcialidad». Por otra parte, Gendarmería acusó a Santana de lastimar con un piedrazo a Emmanuel Echazú. Este subalférez es, a su vez, el único imputado por la muerte de Santiago en el contexto del operativo de la fuerza que reprimió a la comunidad mapuche en el Pu Lof en Resistencia de Cushamen.

Además, los investigadores todavía no determinaron si el oficial fue herido de un piedrazo en la Ruta Nacional 40 como declaró, o en el río Chubut donde apareció finalmente el cuerpo de Maldonado. La fuerza presentó varias pruebas: la testimonial de Santana en la que reconoció haber participado del piquete, la filmación de la represión, el acta oficial del operativo y el estudio médico sobre la lesión en la cara de Echazú.

Este tampoco es el único asunto por el que Matias Santana deberá enfrentarse en el juzgado federal de Esquel. Fuente de Gendarmería adelantaron al medio TN que una vez oficializado el resultado de la autopsia, también lo denunciará por falso testimonio. Hay que recordar que el mapuche juró que, montado sobre un caballo, con binoculares que luego perdió y a 300 metros de distancia, vio como gendarmes detuvieron a Santiago, lo golpearon y lo metieron en una camioneta. A Otranto lo apartaron por, entre otras cosas, hacer pública su desconfianza en ese testimonio.

NUESTRO PERFIL DE FACEBOOK

NUESTRA FAN PAGE

TWITTER

CANAL YOUTUBE UH