Locales Política

Gerardo Zamora, sus vínculos con el narcotráfico y un asesinato

El ex Gobernador de Santiago del Estero fue vinculado directamente en una causa de asesinato que involucra al narcotráfico, al poder político y la policía.

Fuente Nexofin

El relato es desgarrador. El 31 de mayo, Marito Salto (11) pescaba en una represa de Quimilí, Santiago del Estero. Ese día desapareció, fue golpeado, violado y estrangulado. Luego, su cuerpo fue desmembrado y puesto en distintas bolsas de residuos. Casi 7 meses después, el exjuez que llevaba adelante la investigación, Miguel Moreno, denunció ante el juzgado de Claudio Bonadio que lo apartaron de la causa cuando comenzó a obtener pruebas de una supuesta vinculación de la política y el narcotráfico con el crimen. Inclusive mencionó al senador y exgobernador de la provincia, Gerardo Zamora.

El juez en su momento pidió incorporar a la causa los llamados de uno de los detenidos por el crimen, Rodolfo “Rodi” Sequeira. A partir de esa decisión “hubo instrucciones concretas del Dr. Gerardo Zamora con la sola intención de no incorporar tal listado”.

Moreno asumió la investigación ni bien encontrado el cuerpo y en agosto fue apartado. Luego fue condenado en otra causa judicial, ya que lo involucraron en una denuncia por defraudación al gobierno de Tucumán. Estuvo preso más de 60 días en la capital santiagueña (ya fue excarcelado) y denunció todo tipo de maltratos. El exjuez, además, afirmó que se trató de una causa armada para terminar de apartarlo. Ahora la investigación por el crimen de Marito está en manos de la jueza Rosa Falco.

Moreno señaló en una presentación ante la Justicia a la que accedió el Diario Perfil que desde que comenzó la investigación tuvo nula ayuda de las fuerzas policiales y que sus instrucciones “no eran cumplidas”. Por esta razón pidió la remoción “del jefe de la Departamental mayor Celiz y todo el personal de la comisaría”. Pero esto fue denegado, según el denunciante “por el secretario de Seguridad, David Marcelo Pato; el ministro de Justicia, Ricardo Daives; e incluso por la gobernadora Claudia Ledesma; y el senador Gerardo Zamora”.

En una parte del escrito dijo que “la policía sindicaba a José Gelid, hijo del diputado provincial, como principal distribuidor de estupefacientes en el Departamento de Moreno y especialmente en la ciudad de Quimili”. El juez agregó: “El personal del área de homicidios, afectados a colaborar con la investigación, me adelantó extraoficialmente en una reunión en mi despacho, que ellos tendrían del teléfono del Dr. Sequeira, principal sindicado como autor del delito (…) surgiría la comunicación fluida del mismo con el secretario de Seguridad de la provincia, David Marcelo Pato (…) el día anterior de la desaparición de Marito Salto y hasta el día posterior al hallazgo del cadáver”.

NUESTRO PERFIL DE FACEBOOK

NUESTRA FAN PAGE

TWITTER

CANAL YOUTUBE UH